¿Es malo beber café durante el embarazo?

¿Es malo beber café durante el embarazo?

A todos nos gusta disfrutar de un buen café, sin embargo, hay etapas de nuestra vida donde debemos cuidarnos un poco más por el bien de nuestra salud, una de estas etapas es el embarazo, así que esta entrada está dedicada a las hermosas amantes del café y a la pregunta: ¿Es malo beber café durante el embarazo?

Todos sabemos que la cafeína tiene efectos sobre nuestro sistema (por eso nos gusta tanto el café), estos efectos pueden llegar a ser nocivos en ciertos casos, por ejemplo, cuando bebemos más de la dosis recomendada de cafeína diaria durante un tiempo prolongado.

Ahora bien, cuando nos encontramos en ciertas condiciones, debemos regular el consumo de cafeína por nuestro propio bien, en el caso de las mujeres embarazadas, la Asociación Americana del embarazo recomienda consumir unos 200 mg de cafeína por día.

Aunque algunos expertos recomiendan consumir entre 150 y 300 mg de cafeína al día durante el embarazo, lo que si queda en claro es que mientras menos cafeína se consuma, mejor.

¿Por qué es recomendable consumir menos cafeína durante el embarazo?

Tu bebé absorbe todo lo que consumes, la cafeína no es la excepción, por lo que puede mantenerlos a ambos despiertos, alterando los patrones de sueño del bebé.

Además, al no poder metabolizar del todo bien la cafeína que atraviesa la placenta, puede llegar a afectar el crecimiento del feto y el desarrollo de sus células.

En cuanto a la madre, la cafeína puede producir sensación de saciedad, por lo que dificulta la subida de peso para alimentar al bebé, además, puede causar aumento del ritmo cardíaco, causar insomnio, nerviosismo y acidez estomacal.

Como ves, la cafeína se absorbe más lentamente durante el embarazo y, por si fuera poco, hace más susceptibles a la madre y al feto por igual a sus efectos, 

Recuerda que la cafeína no solo está en el café

Para regular el consumo de cafeína recuerda moderar el consumo de otras bebidas y alimentos que lo contienen como, por ejemplo, el té negro, chocolate, bebidas energéticas y refrescos.

¿Cómo puedo reducir mi consumo de cafeína?

Te presentamos algunos tips para reducir el consumo de cafeína durante el embarazo:

  • Si quieres tomar café, elige café sin cafeína (descafeinado)
  • En vez de refrescos, toma agua con gas u otras bebidas como jugos de frutas o bebidas saborizadas sin cafeína.
  • Duerme suficiente y mantente activa durante el día
  • Reduce tu consumo de cafeína poco a poco, no de golpe, o volverás más rápido de lo que imaginas a tu consumo regular
  • Si estás cansada y necesitas despertarte, puedes comer algo de queso, galletas o frutas secas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *